Una tarde de furia

"Sé que la clave del comportamiento está en el equilibrio emocional. Los Nazis y Los Punkys son los extremos que se tocan, no nos interesan."

Voy a la tienda donde compré la grabadora de DVDs que no funcionaba, iba yo solo. Con mis pensamientos de multa en el metro, pensando como solucionarlo.
Llego a la tienda a las 17:00 pero como siempre está llena de gente guarra que quiere comprar productos informáticos, los veo nerviosos ante la cola, gente de todas las edades. Jovenes espinillosos ansiosos por escuchar MP3s, messenger y mula por un tubo. Mujeres feas que viven su vida en la red, extranjeros con pintas de Ricky Martin pero siendo feos que se llevan las grabadoras de 5 en 5. Mas feas, cincuentones salidos y ansiosos, mas jovenes pajilleros y detrás de todos estos YO.

Al mismo tiempo no dejaban de entrar palets de monitores y material informático, aplastando a las personas contra las paredes.
Los dependientes lentos y agobiados de tanta mierda, una de las chicas de detrás del mostrador intentaba atacar el asunto cinicamente lo cuál amplificaba la sensación de imbecilidad en el ambiente. Una chica bajita sin mucho que ofrecer pero si aportar o mejor dicho acojer, de cara alargada y pelo largo de grandes ojos marrones. La típica que todo el mundo dice "esa la debe chupar bien"

Llego hasta ella y me salta que "debes ir al servicio técnico a cambiarla" mientras me da la sensación que se rie por dentro. Mi cabreo por mi estupidez me lleva a decirle mientras la miro fijamente a los ojos y muy despacio y calmado un:

- Chúpamela zorra mohicana - dije

Salgo por la puerta victorioso.

Entro en la otra tienda y me sigo encontrando una panda increible de perdedores, mas tios y tias feas, que vienen con sus niños a molestar, mujeres cuarentonas llenas de odio contra los empleados que no les cambian las piezas, hippies que intentan convencer de casos rarísimos para que les den un monitor nuevo...
Mas de media hora en esa mierda, rodeado también de viejos verdes que me intentaban dar coba y follarme.

Pues nada, me cago en todo, me cambian la grabadora, anulo mi cita posterior por retraso inminente. Me lanzo a las bocas de metro -de las mas grandes del mundo- a buscar billetes de metro en las papeleras que contengan el dia y la hora oportunas para ir a las oficinas del metro, decirles que es mio y que me quiten la multa de 40 Euros, en vez de reeducarme se encargan de rascarme el bolsillo y así perpetuar esta sociedad capitalista que tanto adoramos.

No debo tener miedo de la autoridad por que precisamente eso es lo que quieren, no les daré esa ventaja. Si me multan los destruiré desde dentro, utilizando el mismo sistema que utilizan ellos.

- Quiero tener a personas por debajo mio y poder tratarlos con despecho
21/09/2004 12:07 Enlaza este post. Diario

Comentarios » Ir a formulario

Autor: Lavecinita

Yo diria, día de perros, si lo fueses hubieras mordido hasta al cartero.
besos..

Fecha: 21/09/2004 15:04.


Autor: el_espectador

no quieras pagar con quien no tiene culpa tus problemas tio. Jode al metro.

Fecha: 21/09/2004 20:50.


Añadir un comentario



No será mostrado.

(opcional)






Temas




Part of Vice blogging network

Enlaces


Una tarde de furia | Mckeyhan Presents

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris